Loading...

miércoles, 31 de agosto de 2011

La vida es larga.

No por correr más, llegarás antes. No por querer más, serás correspondido. Tampoco por dar grandes cosas, recibirás grandes méritos. No por reír constantemente, serás feliz. Tampoco por llorar, darás la pena que quieres dar. No por arreglarte continuamente, te verán con mejores ojos. No por ser bueno, no te van a pasar desgracias. No por hacer caso a la gente, elegirás el camino correcto. Tampoco por intentar ser quien no eres, te irán mejor las cosas. Hay momentos en la vida que tienes que pararte a pesar si de verdad, la mitad de tu esfuerzo, tiene recompensa. Que si te limitas a hacerlo pues porque se tiene que hacer, o porque eres realmente feliz con eso. Y que no, por tener más paciencia llegará antes, ¿pero te digo un secreto? Las cosas buenas, se hacen esperar.

miércoles, 24 de agosto de 2011

Nadie como yo.

Esa sensación que tienes al saber que pueden decirte miles palabras preciosas que te hagan sentir bien, que pueden darte los gestos más profundos nunca dados, que pueden compartir contigo las sonrisas más largas y sinceras, que te harán promesas que quizás en un mañana se cumplan, que te den su compañía cuando de verdad la necesites... ¿Pero te digo una cosa? Nadie te dirá, dará, compartirá, hará y dará nada mejor, que yo siendo yo misma.

sábado, 20 de agosto de 2011

Algo que solo sabrás tú.

¿Sabes? Me encantaría gritarte que eres lo más tierno, que te quiero, que tendremos un "siempre", que nada conseguirá pararnos los pies mientras estemos juntos, que eres como el mejor de mis amigos y mucho más que eso, que mirarte es como vivir el presente y recordar nuestro pasado, que me tiraría las horas muertas sentada a tu lado con la luz apagada en una habitación a oscuras escuchando música bien alta..., que correría al fin del mundo siempre y cuando tú me acompañes, que cada vez que estoy contigo es como si no existiera el resto del mundo, que tus palabras son como melodías al pronunciarlas y poesías al ser escritas; que no hay tiempo ni distancia que consiga separarnos, que después de tanto tiempo sigo pensando de ti lo mismo que el primer día, que me encantas a pesar de todo. Pero no te gritaré nada eso mientras estés conmigo, te lo diré bajito, para que solo tú lo escuches y sientas, que tú eres el único motivo, mi motivo.


lunes, 8 de agosto de 2011

El final de un camino, es el principio de otro.

La imperfección es la mejor perfección. Que todo el mundo se equivoca, pero no todos no se dan cuenta. Que todos pasan por diferentes situaciones, pero no todos sienten. Que todos quieren, pero no todos pueden. Que todos los caminos llevan a Roma, pero aún así, hay gente que anda perdida. Que todos decimos "tocado y hundido", pero no siempre es verdad. Que solemos decir "estoy bien" cuando quieres estar solo. Que todos queremos desaparecer durante unos instantes del mundo, pero no todos quieren que lo hagas. Que todos quieren que sonrías, pero ahora eres tú el que no tienes ganas de hacerlo. Que se que piensas que siempre te toca perder, pero sin duda alguna, ganas más que ninguno. Que todos quieren soñar durmiendo, mientras a ti, te encantaría despertar y estar en el mejor de los sueños.

sábado, 6 de agosto de 2011

Que se pare el mundo, que yo me bajo.

Pueden entrarte unas ganas enormes de reír, de llorar, o incluso de ponerte a esperar. Pero de lo que estás seguro, es que no vas a inventar más excusas en contra de tu felicidad. Porque por una vez en tu vida, toca dejar de pensar tanto en los demás, y pensar un poquito más en ti. Dedicar una pequeña parte de tu tiempo a hacer locuras, y que nadie sepa el por qué de ellas. Que te rías, y que tú tampoco tengas excusas para hacerlo. Que todo el mundo diga no, y que tú, sin embargo, digas sí. Un sí rotundo al decir que puedes hacerlo; que nadie más te hará dejar lo que quieres; que los sueños pueden llegar a cumplirse; que después de una tormenta de verano, sale un sol radiante; que te hagan la zancadilla y que tú te levantes; que se apague la luz, y que tú la vuelvas a encender; que todos lloren, y tú rías, porque ya te toca hacerlo; que se hagan mil promesas incumplidas, mientras tú pones fe en ellas. Y que cuando todos despierten, solo tú sigas soñando.

viernes, 5 de agosto de 2011

Que en la distancia, no seré la parte incompleta.

Días en los que, miras al cielo, y recuerdas. En los que la noche está cerrada y llena de estrellas. Estrellas que te hacen querer aquello que te hizo daño, odiar lo que un día fue tuyo, y recordar que no hay nada más duro, que estar bajo el mismo cielo, y no estar juntos. Tener los mismos recuerdos, pero no poder mostrarlos una vez más. Sonreír al recordarlos, y que no te vean hacerlo a los que le dedicas esa sonrisa. Comenzar con un "siempre" y acabar con un "lo hemos conseguido". Hacer promesas en suelo firme, y no en aire, para que se vuelen y se acaben olvidando. Dar un paso al frente, porque las cosas importantes, son las que siempre has soñado.

martes, 2 de agosto de 2011

No fue, pero será.

Ves pasar el tiempo, ves todas las cosas que cambian, pero también, todas las que se mantienen. Cuando tenías regalado el cielo, y cuando te ganaste el infierno. Cuando te dijeron tu primer "te quiero" sincero, que se contrarrestó con el "te odio" más profundo. Cuando reíste por un nada, y lloraste por un todo. Cuando recuerdas lo más preciado para ti, y olvidas que es un querer y no poder; que crees que es imposible, y que hay tantas barreras, que ni cuando se oxiden caerán. Que siempre habrá caricias partidas, no terminadas, o inaprovechadas. Que el tiempo, pasa a su antojo, sin preguntar lugar ni persona. Y que dejamos perder grandes momentos, por pequeños miedos..y grandes te quieros, por pequeños silencios.