Loading...

viernes, 16 de septiembre de 2011

Pinocho.

He dejado de escuchar esas voces que me repetían que parase, que no merecía la pena. He dejado de caer de boca, y he conseguido apoyarme con un pie. He logrado superarme día a día, y dejar mis miedos atrás; de hablar por hablar, y decir lo que siento. He llegado a mi punto máximo de felicidad, donde todo es perfecto, donde tú desempeñas la parte principal en este mi guión. He vivido subidas, bajadas, subidas y bajas seguidas... he sufrido con el peor de los problemas, y he reído con la palabra más insignificante de todas. He creído en la mentira más falsa de todas, y he desaprovechado instantes que no volverán. He dicho palabras sin querer, pero pensando después que era lo que quería decir, pero no que se enterara el resto. He dicho que te echo de menos, y no miento. Te he recordado que te quiero, y miento menos aún. He pensado que podré olvidarte algún día... y miento al decir, que no miento diciendo eso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario