Loading...

miércoles, 6 de julio de 2011

Que solo sean tuyos...

Palabras dichas, que no podrás recordar. Gestos acumulados, que solo se convierten en nostalgia. Lazos sin atar, que serán sinónimo de libertad. Sonrisas pasadas que ahora solo son lágrimas caídas. Heridas por tropiezos, que ahora sólo son pequeñas cicatrices. Páginas de diario, que ahora están estropeadas por el tiempo. Días que vinieron, días que vendrán. Sería capaz de coger todo eso, y guardármelo en un bolsillo, en el más hondo que tenga, para que me quepan todas. Guardarlas para recordarlas siempre que quiera. Aquellas palabras que te cuestan recordar, que están en blanco... y aquellas, que no quisieras que se fueran nunca. Gestos que solo al recordarlos, sueltas la mejor de tus carcajadas. Sed de la libertad que siempre quisiste, sin estar forzado por nada, ni por nadie, donde tú eres el dueño de tus ideas. Sonrisas por las que lloras al recordar, que nunca estuviste solo, que siempre tuviste a alguien a quien poderle agradecerle todo. Pequeñas caídas con heridas de por medio, que a medida que pasa el tiempo, se quedan en nada. Páginas de diario que no quisiste escribir nunca para no recordarlas, y que hoy, estás leyendo. Y días que tuviste para ti, y días que seguirás teniendo solo para ti.

No hay comentarios:

Publicar un comentario